En el cuarentesimo año de fundación de la familia paulina

El texto Abundantes Divitiae, redactado por el P. Alberione
con motivo de los cuarenta años de fundación de la Familia Paulina,
tiene en el apéndice este testimonio sobre la Primera Maestra.
Los números en el margen corresponden al texto Abundantes Divitiae1
.

LA PRIMERA MAESTRA

Roma, 14. 4. 1954

  1. EI Primer Maestro había confiado y sometido el pensamiento de formar una Familia religiosa femenina junto a la masculina, apenas comenzada. Le fueron recomendadas algunas jóvenes buenas, pero poco conocidas por él, e no tan jóvenes. Pronto se dió cuenta que tanto para la primera como para la segunda Familia, algunas de las personas entradas, no poseían la vocación y una verdadera vida religiosa.
  1. Y, se trataba de la cosa más esencial: la vida religiosa; la inteligencia y el amor al apostolado especifico se iría formando poco a poco; en quien era dócil a la voz de Dios. Esta preocupación había durado por varios meses…Entonces los Clérigos del Seminario y otros ya unidos como Cooperadores espirituales celebraron el mes de Mayo que el Señor proveyera a la Familia femenina. Después de terminado el mes le fue dicho: « En Castagnito de Alba hay una joven de buena familia, que por piedad, inteligencia, docilidad y bondad iría muy bien… Pero se dan dos dificultades: su escaza salud y haber frecuentado solo la escuela del pueblo». « Que venga, respondió el Primer Maestro; el Señor le dará la salud suficiente y la ciencia necesaria para su oficio: “cuando el Señor quiere”…».
  1. Hubo obstáculos, pero fueron superados, especialmente con la ayuda del Clérigo, entonces, y hoy Canónico en Barolo, hermano de la joven, que ahora es la Primera Maestra de las Hijas de San Pablo.. Las cosas anduvieron así que se vio claramente la mano de Dios.Entró y como primera prueba, cayó en cama, pero había despertado rápidamente en todos una estima reverencial. Entonces se tomó con el Señor un compromiso que está contenido en nuestro “pacto o secreto del éxito”, que sirvió en las mayores ocasiones y necesidades. Alguno seguía ob­jetando: “dará cuanto tiene, pero será bien poco para la nueva familia y si eso no se vuelve un peso por causa de su salud.”Pero el pacto se siempre se renovaba…y todo sumado demostró como el Señor actúa casi insensi­blemente pero eficazmente; y que la bondad y la sensatez superan la fortaleza física y la ciencia.
  1. La Familia de las Hijas de san Pablo, sufrió al comienzo bastantes chirridos…pero todo sirvió para reconciliar a Teresa, como todos la llamaban el efecto de las Hijas y la estima general. Así que cuando un día se anunció a las ya numerosas jóvenes reunidas y cuando ya se habían retirado aquellas que no tenían vocación religiosa, que ella era elegida superiora, el consenso fue pleno.
  1. Su progreso en la piedad, vida religiosa, docilidad, amor al Instituto, al apostolado y a las personas fue siempre creciendo. El trabajo que hoy debe cumplir sería excesivo incluso para una persona físicamente robusta: todo ha sido un don de Dios.Para el Primer Maestro fue una ayuda constante:
    1) Para formar bien a las Hijas de San Pablo; las cuales empezaron de cero y han alcanzado una formación espiritual, intelectual y apostólica por todas partes aceptada y operantes: en la sencillez, sobrenaturalidad y agilidad;
    2) Para encaminarlas al apostolado específico: cosa insólita para aquel tiempo y difícil según el razonamiento humano: sin embargo, bajo su guía se llegó a formar a las escritoras, las conferencistas, las técnicas, las propagandistas y las encargadas del cine y de la radio.
  1. 3) Para superar los puntos escabrosos que fueron tantos: en parte de las personas, parte de la economía, de las incomprensiones, del tiempo, de las enfermedades y muertes, etc.4) para fundar Las Pías Discípulas y las Hnas. Pastorcitas: con el nacimiento, crecimiento y la aproba­ción de ambas Congregaciones contribuyó fuertemente; las sostuvo, las aconsejó; las dio ayuda fi­nanciaria, se sometió a sacrificios y tiene el reconocimiento y la confianza de ambas Familias.
  1. Su ejemplo y su bondad actuaron mucho más que la autoridad: conciliar la suavidad con la decisión, la prudencia con la fortaleza. Fue verdaderamente sostenida físicamente por Dios, guiada con luces sobrenaturales, como constató el Primer Maestro, en muchos viajes al visitar las casas. Es así como las Hijas crecen en número, casas, iniciativas: ya están en cerca de veinte naciones.
  1. Las Hijas de San Pablo, tienen en ella un doble libro: aquel de su vida cotidiana ejemplar., en primer lugar; en segundo lugar, se pueden resumir o recoger en un libro de papel las prácticas y conferencias a la Hermanas, muchos avisos generales y particulares, los escritos publicados en Regina Apostolorum , etc. En resumen, puede hacerse un grueso volumen que resultaría un tesoro para todas las Hijas de San pablo, especialmente para las que están lejos y aquellas que han ingresado en las diversas naciones y no llegan siempre a acercarse; o bien se acercan brevemente en el curso de una visita; o .apenas pueden contactarse con ella durante las visitas.

1.  Abundantes Divitiae, EP, Roma 1985, nn. 232-239; Considerate la vostra vocazione, EP, Roma 1990, Circ. 210.